La práctica de yoga no es específica para adelgazar. La actividad cardiovascular que realiza es pequeña, pero ayuda a conectarnos con nuestro cuerpo y mente. Eres consciente de tu yo, del momento presente. Y eso te relaja. Piénsalo.  Mientras te centras en colocar manos, pies y cabeza debidamente para hacer un saludo al sol no estás pensando en atiborrarte de comida que luego irá a parar a tu cintura. Aquí se relaciona yoga y nutrición. Además:  

 

  • Las asanas o posturas de yoga ayudan a estirar suavemente las articulaciones del cuerpo, incluyendo aquellas que no utilizamos con regularidad.
  • Los ejercicios de yoga pueden fortalecer las articulaciones más problemáticas tales como las rodillas, las caderas y los tobillos.
  • Debido a que el yoga también trabaja sobre ligamentos y tendones, las articulaciones se lubrican con mayor eficacia y se reduce el dolor articular.
  • Conseguimos mayor flexibilidad espinal y fuerza en la base de la columna, reduciendo los problemas crónicos tales como dolor en la zona lumbar y aumentar la fuerza física en general.
  • Una práctica de yoga suave ayuda a que te puedas mover con más soltura y gracia de lo que has podido hacer en años.
  • La práctica del yoga puede ser la mejor forma de movimiento para estimular órganos internos.
  • Gracias a una mayor sintonía con el cuerpo al realizar una práctica diaria, tomamos consciencia de los potenciales problemas para la salud.
  • Los estiramientos de yoga estimulan músculos y órganos del cuerpo de manera uniforme. Esto permite un mayor flujo de sangre en todas las partes del cuerpo.

 

Yoga y nutrición pueden ir de la mano

 

Incluso es posible encontrar otros beneficios adicionales:

 

  • Impulsa el potencial del sistema inmune
  • Transforma la forma de interactuar con los demás
  • Abraza el poder en el momento presente
  • Aumenta la fuerza en general de todo el cuerpo
  • Acelera los procesos depurativos
  • Alivia el dolor de forma natural
  • Fortalece huesos
  • Transforma la salud del corazón
  • Mejora el estado de ánimo
  • Mejora la salud pulmonar. Respiración más profunda
  • Mejora la digestión

 

Necesitamos conectar con uno mismo y sólo lo conseguimos cuando hacemos algo que nos gusta y nos ayuda a estar más presentes. No tienes porqué creer en la relación de yoga y nutrición. Cada uno debe cuestionar qué hay que hacer diferente, debe repensar en sus acciones. Alimentar y educar van de la mano, es un proceso que inicia en el corazón.

 

Si antes mi cuerpo era una prisión ahora veo lo que puedo llegar a hacer con este cuerpo y me siento libre. Y lo cuido más. -Dana Falsetti

 

programa detox