Apenas faltan unas horas para el nuevo año y ¡tachan!, como siempre, se espera que sea propicio para cumplir nuestros propósitos: estar más delgado, ser más libre, conseguir un puesto de trabajo, casarse, aprender a cocinar, tomar zumo de manzana para depurar… Pero déjame decirte que muchas veces nos marcamos un nuevo objetivo porque no aceptamos nuestra realidad tal y como es.

 

No sé si tus objetivos son alcanzables o fantasiosos. Sea lo que sea, todo es decisión tuya. Pero no te olvides que lo más importante es tener una visión integradora de ti mismo y aceptar plenamente tu punto de partida. 

 

La vida y la existencia son un desafío

 

Independientemente de lo que quieras lograr, fíjate si en tu mente hay ansiedad o tranquilidad. En el primer caso, tendrás que prestar más atención a tus intenciones y expectativas, para poder corregir desde la neutralidad y descubrir el sentido profundo de tu propósito.  

Una manera inteligente de empezar el año.

 

Es en esta es la época, donde más recomiendo las depuraciones. Todos nuestros planos están totalmente relacionados entre sí: el físico, emocional y el mental se verán afectados sí o sí. Dependiendo qué tipo de alimentos ingiero,  beneficiaré a los órganos de eliminación: riñones, hígado o vesícula… generando emociones positivas, o por el contrario los bloquearé y tendré emociones de ira, cólera, agresividad, impaciencia…

 

Si uno de tus propósitos es apostar por la salud, debes saber que una depuración ayuda a que nuestros órganos de eliminación funcionen más eficientemente. En eso estuve hace unas semanas, poniendo a prueba mi programa “SOLUCIÓN DETOX”. Durante 10 días he seguido las pautas de mi propia medicina y ¿sabes qué? Me alegro de haberlo hecho sin esperar a que terminen las fiestas.

 

Si por ahora no te apetece una depuración te recomiendo que vuelvas lo antes posible a la simplicidad en tu comida, para facilitar el descanso a tu hígado y riñones. Al fin y al cabo, ellos se lo merecen después de tantos excesos.

 

Evita consumir alimentos procesados y aumenta el consumo de frutas y las verduras, sobre todo las de hoja verde, ya que son las primeras recomendadas, porque nos aportan mucha fibra con efecto saciante y a la vez necesaria para limpiar al organismo.

 

A la hora de beber te recomiendo bebidas templadas, ya sea en forma de agua, infusiones, zumos naturales o caldos. Un ejemplo es este zumo de manzana para depurar que tanto me gusta.

 

Zumo de manzana para depurar

 

INGREDIENTES:

  • 3 manzanas
  • 1 cm de jengibre
  • zumo de medio limón

 

– Pasar por el extractor 3 manzanas y un trocito de jengibre de 1 cm aproximadamente; mezclarlo con el zumo de medio limón y tomar.

 

Me gusta tomar este zumo porque el jengibre me aporta antioxidantes, es antiinflamatorio y un buen digestivo; además de ser muy útil en casos de migraña. Y de la manzana mucho podría decir, aunque destacaría sus ácidos antisépticos del sistema digestivo.

 

Con conocimiento y una buena intención sé que puedes hacerlo. Así que cree en ti y da el primer paso hacia tu salud y bienestar.

 

Feliz 2018!!!

zumo de manzana para depurar